Close

Rabia humana en Perú: claves para evitar que una mordedura de animal sea letal

Conozca qué origina la enfermedad, qué deben hacer las personas y cómo prevenir

La muerte de una mujer víctima de rabia en Arequipa ha encendido las alarmas de la población que tiene mascotas o vive en lugares donde pululan animales en estado de abandono, especialmente perros. ¿Cómo prevenir un caso de rabia? ¿Qué hacer si me muerde en la calle un animal sin dueño? ¿En cuánto tiempo se manifiesta la enfermedad? ¿Siempre es mortal? Aquí te lo explicamos.

Para comenzar, es importante explicar que la rabia es una enfermedad producida por el “virus de la rabia” que afecta a todos los mamíferos, incluyendo los seres humanos.

Se transmite al hombre accidentalmente por mordeduras, rasguños o lamidos de los animales infectados. También puede contagiarse por mordeduras de murciélagos que se alimentan de sangre.

La víctima mortal registrada en Arequipa fue mordida por un perro callejero a mediados de julio, en el distrito de Chiguata. Sin embargo, la mujer de 54 años no buscó ayuda médica en este momento y lo hizo recién dos meses después, en septiembre, cuando empezó a tener algunos síntomas de la enfermedad.

El Ministerio de Salud ha informado que los casos de rabia no son mortales si es que se recibe atención especializada de forma oportuna.

¿Cuáles son las señales de alerta?

Entre los principales síntomas que delatan un posible caso de rabia se mencionan sensación de angustia, intranquilidad, adormecimiento, abundante salivación, cuadros de delirio, convulsiones, sensación de hormigueo en la zona de mordedura y contracciones musculares ante la presencia de agua y corrientes de aire.

La mujer fallecida a causa de rabia en Arequipa presentaba justamente estas dos últimas manifestaciones.

En este caso, la paciente buscó atención especializada mucho tiempo después del ataque sufrido por el can infectado y además nunca logró atrapar al animal que la mordió.

¿Qué debo hacer ante la mordida de un animal?

César Munayco, director general del Centro Nacional de Epidemiología del Minsa, destacó que, ante la mordedura de un animal, especialmente sin dueño, debe procederse de inmediato a lavar la herida y luego buscar atención médica.

“Toda persona que es mordida tiene que lavarse la zona de la herida con abundante agua y jabón por más de quince minutos y acudir inmediatamente a un centro de salud, más aún si es un perro desconocido, para que se tomen las medidas del caso”, detalló en entrevista con canal N.

Tiempo valioso

El experto pidió no automedicarse ni buscar en farmacias paliativos para una mordedura porque, apuntó, se estaría perdiendo tiempo valioso en salvaguardar la vida de la víctima.

Advirtió que, una vez dentro del cuerpo, el virus de la rabia buscará llegar al cerebro lo más pronto posible. El tiempo en que lo logre (días o semanas), dependerá del lugar donde se produjo la mordedura. Si se localiza cerca del rostro, el tiempo será mucho más corto.

¿Cuál es el tratamiento ante una mordedura animal?

Ante la sospecha de un caso de rabia, el centro médico prescribirá un esquema de tratamiento completo que se inicia con la aplicación de inmunoglobulina para ayudar a combatir la infección.

Es importante atrapar al perro o animal agresor para observar su evolución y confirmar si tiene rabia. Esto se realiza solo en perros o gatos porque el periodo de transmisión del virus rábico es conocido y demostrado en estos animales.

Cuando esto no ha sido posible, la persona mordida recibirá un paquete completo de vacunas.

“Es importante la vacunación de las personas (..) Son cinco dosis, espaciadas cada tres días. Es importante que la persona que empieza la vacunación continué hasta completar su esquema”.

Experto reiteró que la enfermedad es altamente letal si no recibe la atención inmediata. “Una vez que aparecen los síntomas, la rabia va evolucionando hasta lamentablemente provocar la muerte como pasó con la señora de Arequipa”.

¿La rabia se puede prevenir?

La repuesta es sí y debe trabajarse desde dos frentes. La primera es vacunando a los perros o mascotas susceptibles de tener esta enfermedad.

“Una vez que el can tiene rabia, ya no se puede hacer nada. Lo importante es la prevención. Hay que vacunar a nuestras mascotas a los 3 meses de edad y luego cada año. Eso ayudará a prevenir que se infecte”, detalló el director general del Centro Nacional de Epidemiología del Minsa.

La otra forma es logrando una tenencia responsable de mascotas, que consiste en que el propietario del animal cuide de éste, lo vacune y periódicamente lo lleve a un médico veterinario para sus respectivos chequeos.

Señales de rabia en tu mascota

El Ministerio de Salud indica que algunas de las señales de peligro de que tu perro o mascota podrían tener rabia son un repentino cambio de conducta, que se esconda en lugares oscuros o se muestre intranquilo, no tenga apetito, desconozca a su dueño y no acuda a los llamados.

A estas se señales se suman que evidencie tendencia a morder objetos y todo lo que se mueva, escaparse de la casa, tener un ladrido distinto, así como parálisis y descoordinación muscular que le dificulte caminar.

scroll to top